Sale del armario un primo de la reina Isabel II, el primer gay declarado de la Casa Real británica

0
1439

Se llama Lord Ivar Mountbatten, tiene 53 años, es primo de la reina Isabel y tataranieto de la reina Victoria. Es noticia porque se trata del primer miembro de la familia real en salir públicamente del armario en unas declaraciones concedidas al Daily Mail: “He luchado con mi sexualidad y en algunos aspectos todavía lo hago; ha sido un verdadero viaje para llegar a este punto. Lo que es sorprendente ahora es hasta qué punto todos hemos llegado a estos términos de aceptación”.

Lord Mountbatten casó con Penelope Thompson en 1994 pero asegura que estaba completamente abierto a explorar su sexualidad desde el principio y que nunca le mintió a su mujer en este aspecto: “Penny era consciente antes de casarnos. Le dije que era bisexual, que mi atracción era en ambas direcciones. Hemos tenido un buen matrimonio, tenemos tres hijas fabulosas y no me arrepiento de ninguna etapa de mi vida”, añadió Lord Mountbatten.

La pareja se divorció en 2011, tras 17 años de matrimonio, y a sus 53 años, Lord Mountbatten no puede ser más feliz porque ha encontrado un nuevo amor y una nueva oportunidad de vida. Su nueva pareja se llama James Coyle, de 54 años, un director de cabina en una línea aérea que conoció mientras estaba de vacaciones en Suiza esquiando el pasado mes de marzo.

Cuando la pareja se conoció, James era abiertamente homosexual pero Lord Ivar aún estaba en el armario y había cosas por las que no estaba dispuesto a aguantar: “Si yo iba a estar con él, le pedí que fuera libre delante de amigos y familiares. Yo quería que fuéramos honestos, no ocultar nada, no quería aparentar otra cosa”, afirma James.

Para Lord Mountbatten se ha tratado de todo un proceso de autoaceptación: “Soy mucho más feliz ahora, aunque aun no estoy 100 % confortable siendo gay. Ser de mi familia no ha sido un problema, sino la generación en la que me ha tocado nacer. Cuando estaba creciendo este tipo de relación era un tabú pero es maravilloso lo lejos que hemos llegado en términos de aceptación. Salir del armario es una expresión graciosa pero bueno, en realidad es lo que hice, salir a un sitio en el que me gusta estar. He estado lidiando con mi sexualidad mucho tiempo y es algo que aun hago, me ha costado mucho llegar hasta aquí. De hecho, hablar de ello en público es un gran avance para mí. Siempre he tenido una vida heterosexual, así que vivir con un hombre es algo nuevo. Poco a poco. Manos queríamos una relación estable, no algo efímero como es el típico estereotipo de los homosexuales. Conocer a James significa que no tendré que mentir más”.

La nueva pareja se ha trasladado a vivir a un mansión en Bridwell Park, una propiedad de 120 acres en Devon.

Penny, la ex esposa Lord Mountbatten, ha aceptado la situación y ahora vive a 200 yardas (menos de un kilómetro de distancia) continúa visitando a la pareja e incluso acude a clases de yoga con el novio de su exmarido. Y sus tres hijas también apoyan la decisión de su padre.

No sabemos qué opinará la reina Isabel II del nuevo estilo de vida de su primo pero lo que no cabe duda es que se trata de un gran paso para alguien de su generación y en los ambientes en los que se ha criado.

Lo cierto es que varios miembros de la Familia Real británica han demostrado que están cercanos a aceptar los nuevos tiempos. Harry, el hijo pequeño del príncipe Carlos y lady Diana, no rechaza montar números de otros hombres y ha dicho que se encuentra abierto a explorar su sexualidad y, su hermano William, ha sido portada de la revista gay Attitude en su lucha contra el acoso LGBT e incluso defendió a un soldado gay que era acosado por sus mandos superiores. Las nuevas generaciones de la familia real inglesa han demostrado una mayor sensibilidad y compromiso hacia la diversidad.

Últimos establecimientos o servicios

No hay comentarios

Dejar respuesta