Rusia podría prohibir el videojuego FIFA 17 bajo la Ley de “propaganda gay”

0
1855

¿Ver a los futbolistas luciendo camisetas con los colores del arco iris realmente hacen que los niños sean gays? Evidentemente un rotundo NO pero es lo que afirman las autoridades rusas y así, en una carta de los diputados del Partido Comunista de la Federación Rusa que dirigieron a la supervisión de las comunicaciones denuncian ante la Agencia Estatal de Protección al Consumidor de que el juego FIFA 17, clasificado para todas las edades, invita a los usuarios a apoyar una campaña LGBTI.

La multinacional propietaria de los derechos de FIFA 2017, EA Sports, permite que los jugadores de un equipo vistan con uniformes de color arco iris de forma totalmente gratuita como parte de la campaña Rainbow Laces, una acción para tratar de erradicar la homofobia en el fútbol de la ONG Stonewall. Sin embargo, el kit arco iris sólo estaba disponible descargarlo hasta el 28 de noviembre (campaña que también encontró al mismo tiempo un soporte real en la Premier League inglesa).

A pesar de que el kit ya no está disponible, los funcionarios han pedido a la Agencia Estatal que prohíba el juego en Rusia ya que podría “dañar la salud y el desarrollo de los niños”. Irina Rodnina, una ex patinadora artística de Rusia ha sido una de las principales voces promotoras en pedir tal prohibición. “Todo Estado tiene sus leyes y su orden interno; necesitan ser obedecidas”, le dijo a la agencia de noticias  Isvestia.

El diputado comunista en la Duma Estatal, Valery Rashkin (partido que preside Putin), dijo que las autoridades deben ordenar al desarrollador del juego, EA Canadá, que “introduzca cambios en el código de programación o la clasificación por edad de este producto de información y, si se niega, adopte las correspondientes medidas restrictivas”.

No son sólo los rusos. Homofóbicos jugadores de videojuegos de todo el mundo piden que se prohíba FIFA 17 y amenazan con hacerle el boicot al juego en caso de que EA Sports no cumpla con sus imposiciones.

La ley de “propaganda gay” ha llevado a muchos individuos y grupos a ser multados por “promover la homosexualidad a los niños”. También dio lugar a la clausura de la web Infancia 404, un grupo de apoyo online para adolescentes LGBTI.

Sin embargo, las multinacionales desoyen estas homofóbicas sugerencias que atentan no sólo sobre los derechos fundamentales de las personas sino sobre la libertad empresarial cuando no están perjudicando a nadie sino todo lo contrario. Cuando los legisladores rusos argumentaron que Apple debería ser multado por incluir un emoji homosexuales en una de sus actualizaciones más reciente y la multinacional hizo caso omiso, un tribunal de Moscú lanzó una queja formal.

Entre el 14 de junio y el 15 de julio de 2018 se celebrará  la Copa Mundial de la FIFA Rusia. Es la primera vez en que dicho país se organiza el campeonato y mucho nos tememos que la integridad de los espectadores gays que quieran vivirlo en directo no está garantizada. Lo que es de extrañar es que la Federación Internacional de Fútbol apueste para acoger un evento de tal trascendencia una nación en la que no se respetan los derechos fundamentales de las personas.

Esperemos que EA Sports no se doblegue ante la imposición de la LGBTIfobia rusa.

Últimos establecimientos o servicios

No hay comentarios

Dejar respuesta