La segunda esposa de Mateen podría ser acusada de cómplice de la matanza del nightclub gay de Orlando

0
1248

Poco a poco vamos descubriendo más detalles sobre los acontecimientos que desembocaron en la matanza del nightclub de Orlando pero aún hay muchas lagunas por esclarecer. Ayer nos enterábamos que Omar Mateen, frecuentaba el club gay Pulse y tenía perfil en una red de contactos para homosexuales. Nos preguntábamos ¿qué hacía un hombre homófobo yendo a este local en el que terminó asesinando a medio centenar de personas y si usaba la app de contactos Jack’d para “cazar gays”?. Tal vez las respuestas las tenga odio, la segunda esposa de Mateen.

Una fuente policial cuya identidad no ha sido revelada para proteger la investigación ha revelado que Omar Seddique Mateen y su esposa habían ido al club Pulse “porque éste quería analizar el lugar”. En una entrevista con la NBC News, Salman, de 30 años, declaró a las autoridades federales que intentó convencer a su esposo para que no llevara a cabo ningún ataque, pero negó conocer que su objetivo fuera el club gay Pulse. También confesó que estaba con él en el momento en que este compró municiones y una funda para pistola. Por lo que podría ser acusada de cómplice por 49 cargos de asesinato y es considerada como una ‘persona de interés’ por el FBI y por el Comité de Inteligencia del Senado.

Las autoridades están considerando presentar cargos contra Salman, debido a que ella no alertó a la Policía sobre lo que sabía antes del ataque para tratar de impedirlo. “Hay un indicio de que ella estaba con él en partes del proceso, y estamos analizándolo, pero no sabemos qué es verdad y qué no”, dijo el oficial citado por el diario The New York Times.

Salman no está bajo custodia en este momento y este lunes las cámaras de una televisión local captaron el momento en que llegaba a su apartamento para recoger algunas de sus pertenencias. Estaba acompañada de un hombre no identificado y, al parecer, su hijo se encontraba en el asiento trasero del automóvil en el que viajaba. Así lo confirmó el padre del autor de la masacre, Seddique Mir Mateen, quien asegura que ella está en shock por los sucesos.

Se han barajado varias explicaciones y motivos para la masacre. Mateen, que era musulmán, dijo ser leal al grupo Estado Islámico en una llamada al 911 durante el ataque. Su exesposa dijo que tenía problemas de salud mental, y su padre sugirió que podría haberse visto motivado por su odio a los homosexuales. Algunos psicólogos plantearon la posibilidad de que Mateen sufriera un conflicto interno sobre su sexualidad, y que esos sentimientos podrían haber contribuido a su ataque contra homosexuales.

En Lootis hemos hecho un resumen de los detalles importantes sobre este caso a tener en cuenta. La clave puede estar en Noor Zahi Salman. Omar Mateen estaba casado esta mujer de 30 años de edad, madre de su hijo, de acuerdo a los registros públicos. Mateen había vivido en el condado de St. Lucie, Florida, con su segunda esposa pero no está claro si estaban juntos o separados en el momento de la masacre. Un gran jurado federal ha sido convocado para investigar a Salman después de que ella le dijo al FBI que sabía de los planes de su marido y no informó, según Fox News.

Omar Mateen, de 29, y Noor Zahi Salman, de 30 años, estuvieron casados, ​​por lo menos, desde 2013, según un documento de su hipoteca. Tienen un hijo de 3 años de edad juntos.

Su relación no está clara. El Washington Post informa que Salman había dejado a Mateen antes del incidente. Sin embargo, otros informes indican que estaban viviendo juntos y las fotos de su apartamento en Fort Pierce, obtenidas por el Daily Mail, se ve a la pareja juntos. Salman ha borrado a sus perfiles de redes sociales, incluyendo su página de Facebook, como consecuencia del atentado.

Seddique Mateen , el padre del atacante, dijo a la prensa que no cree que Salman estaba involucrada pero claro, no esra la primera vez que mentía o decía las verdades a medias. Salman y Mateen también fueron juntos a Disney World con su hijo en el mes de abril y el FBI está investigando si estaba pensando en el parque de atracciones como un posible objetivo terrorista, según Fox News. Porque a principios de junio, se les vio a ambos visitando Disney Springs, un distrito comercial al aire libre que también incluye restaurantes y otros lugares de ocio.

Un antiguo compañero de clase en la academia de policía de Indian River Community College, le dijo al Palm Beach Post que creía que Mateen era homosexual Mateen pero no se atrevía a abrirse: “Fui a unos pocos bares de homosexuales con él pero no estaba cómodo, así que rechacé su oferta”, dijo el ex compañero. Sin embargo, el padre de Mateen negó al Palm Beach Post que su hijo fuera homosexual. “Si él fuera gay, ¿por qué iba a hacer algo así?”.

Mateen estuvo casada previamente con Sitora Yusufiy, una mujer de Nueva Jersey, en 2009. Su matrimonio terminó después de sólo unos meses, cuando ella lo dejó. La pareja se divorció oficialmente en 2011. En una entrevista con Heavy.com, Yusufiy dijo que vivió en Florida con Mateen entre abril  y agosto de 2009. Se dice que sus padres le “rescataron” de la relación y nunca vieron a Mateen nuevo. El proceso de divorcio tardó dos años debido a la larga distancia.

Ella publicó un mensaje de Facebook después de los disparos: “Ofrezco mi más profunda oración y condolencias a las víctimas del tiroteo Orlando … Que la transición en paz pueden ser curar sus almas, puedan las víctimas heridas recuperarse y sanar en paz, puedan las familias y seres queridos encontrar la paz … .Arcángel San Miguel, por favor protégenos del sufrimiento, del odio, de la violencia, de la ira y de la inestabilidad …. Amén”.

La ex esposa de Mateen, Sitora Yusufiy, que ahora vive en Colorado, dijo que Mateen le pegaba durante su breve relación: “No era una persona estable. Me golpeaba”, le dijo al Washington Post. “Él llegaba a casa y me golpeaba porque la ropa no estaba limpia o algo por el estilo … No parecía como un ser humano normal. Era una persona muy reservada”.

La exmujer de Mateen, Sitora Yusufiy, dijo esta semana que el sospechoso tenía problemas mentales, era controlador y maltratador. La cadena CNN le preguntó por su aparente interés por el ambiente gay, a lo que respondió: “Creo que es un lado suyo que vivió, pero que probablemente no quería que todo el mundo conociera”.

En cuanto a la familia de la segunda esposa de Mateen, Salman, le dijo al diario San Jose Mercury News que ella rara vez se le permitía regresar a casa después de casarse con él: “Su madre siempre se quejaba de que el marido no la dejó visitar a la familia”, le comentó un vecino de Sarwan Kaur, la madre de Salman, al periódico. Sólo una vez regresó a su casa, cuando su padre murió, de acuerdo con el vecino.

De momento, sabemos que según el parte médico, de las 53 personas que resultaron heridas en el Pulse durante el ataque, 27 de ellas están aún hospitalizadas y 6 en situación crítica. Y es que además de visitar el club nocturno donde perpetró la masacre, al parecer el atacante también hizo varias visitas a Disney World, una de ellas en compañía de su esposa, según le han contado oficiales de seguridad de Disney al FBI.

El presidente Barack Obama describió a Mateen como un “hombre enojado, molesto y un inestable joven que se radicalizó por ISIS”. El ataque fue el tiroteo más mortífero en la historia de América, el peor ataque terrorista desde el 11S y una de las mayores matanzas de personas homosexuales en el mundo occidental.

Últimos establecimientos o servicios

No hay comentarios

Dejar respuesta