Funcionaria trans chechena atacada por un asesino a sueldo revela cómo escapó de Rusia a los EE.UU.

0
332

Una mujer que se autodenomina “primera persona transexual” de Chechenia ha declarado que huyó ilegalmente el año pasado a Estados Unidos, después de ser perseguida en Rusia. La cadena de televisión independiente Dozhd dice que verificó la identidad de la mujer transexual a través de trabajadores de derechos humanos que la ayudaron a escapar. Leila, funcionaria de alto rango del gobierno que trabajó y conoció al actual presidente checheno Ramzan Kadyrov, ha revelado cómo fue atacada por sicarios, amenazada de muerte y obligada a esconderse. Mientras que la región autónoma mayoritariamente musulmana de Chechenia es muy conservadora, su entorno durante su infancia sorprendentemente aceptaron su identidad. “Nunca olvidaré la primera caminata a la escuela, el primero de septiembre, cuando estuve estúpidamente rehusando a usar ropa masculina que mi madre quería obligarme a usar y al final desistió”, dijo a la cadena de televisión independiente rusa.

“Llamó a mi padre, que trató de enseñarme el buen sentido. Pero no logró nada. A mis profesores no les importaba lo que llevara y tampoco a nadie más. No estaba viviendo abiertamente como una mujer pero podía darme el lujo de manifestarme abiertamente como un hombre inusual”, explica Leila sobre su infancia y adolescencia.

Leila estudió, se formó y se convirtió en funcionaria. Comenzó a trabajar para el gobierno checheno en 2002 y llegó a reunirse con funcionarios de alto rango incluyendo a Akhmad Kadyrov, el padre del actual presidente, que fue asesinado en 2004. “Fue un hombre agradable, y no hubo ningún sentimiento negativo hacia mí que me diera cuenta”, dijo Leila, que se hizo la cirugía de reasignación de género a mediados del año 2000. “Estaba claro que destacaba de la multitud”, dice pero sorprendentemente sus problemas comenzaron cuando se mudó a Moscú.

Desconocidos se pusieron en contacto con familiares cercanos de Leila para que “arreglaran su asesinato” sino amenazaron con que “la encontraran y les traerán su cuerpo”.

En octubre de 2015, Leila fue atacada en plena calle en el centro de Moscú. Su agresor, que Leila dijo que era checheno, le apuñaló dos veces en el pecho con un cuchillo y le preguntó: “¿Cuándo dejarás de deshonrar a tu pueblo?” Pero Leila sobrevivió.

También recibió textos amenazantes, pero afirma que, aunque denunció los hechos, la policía no le tomó en serio y en vez de ofrecerle su ayuda, le dijeron que se fuera a Europa occidental o que le acompañarían de regreso a Chechenia.

Después de permanecer escondida y cambiando  a menudo de apartamentos, Leila planeó huir a Argentina vía México. En el camino supo que sus agresores sabían hacia dónde se dirigía, así que Leila cambió sus planes y en 2016, ella dice que cruzó ilegalmente de México a los Estados Unidos, donde vive hoy como inmigrante ilegal.

Más de 100 hombres gays en Chechenia han sido secuestrados en cárceles secretas, torturados y forzados a denunciar a otros hombres gays. Novaya Gazeta, Radio Liberty, Meduza y The Guardian han corroborado independientemente que la represión masiva es real. Las autoridades locales, sin embargo, han negado estas acusaciones, insistiendo que no hay gays en Chechenia. El presidente Putin se ha mostrado reacio a comentar públicamente las acusaciones.

 

Últimos establecimientos o servicios

No hay comentarios

Dejar respuesta