Fallece a los 88 años la heroína precursora del matrimonio igualitario en EE.UU., Edith Windsor

0
600

Fue la lucha de David contra Goliath y demostró a todo el mundo que el coraje de una mujer puede con lo que se proponga si le pone el corazón. Hoy tenemos que lamentar que la activista norteamericana por los derechos a la diversidad, Edith Windsor, falleció este pasado martes, 12 de septiembre, a los 88 años de edad en Manhattan, Nueva York. “Perdí a mi amada esposa Edie. Ella siempre será la luz para la comunidad LGBTI que ella amó y que la amó”. Con esta escueta nota anunciando el fallecimiento de su esposa, Judith Kasen-Windsor, expresaba su dolor por la pérdida de la mujer con la que se casó en 2016 aunque no detalló las causas de su muerte.

Nacida en Filadelfia en 1929 e hija de inmigrantes judíos rusos, la vida de Edith Windsor fue la de la batalla por la igualdad de derechos ya que logró grandes victorias para la comunidad LGBTI en los Estados Unidos. En 2007, Windsor se casó con su pareja durante 40 años, la doctora Thea Spyer en Canadá. Dos años más tarde, Spyer falleció.

Windsor heredó la propiedad de Spyer pero, debido a la Ley de Defensa del Matrimonio de 1996 (DOMA), las parejas del mismo sexo fueron excluidas de los beneficios federales. El Servicio de Rentas Internas (IRS) negó su exención ilimitada del cónyuge y ella tuvo que pagar impuestos de 363.053 dólares. Por eso demandó al Estado y su caso llegó hasta la Corte Suprema. En una decisión de 5 votos a favor frente a 4, el fallo fue a favor de Windsor. En junio de 2013 el Supremo invalidó la ley DOMA, que definía el matrimonio como “la unión entre un hombre y una mujer”, legalizando así las uniones en el país entre parejas del mismo sexo.

Aunque no era la victoria que la gente esperaba en términos de igualdad matrimonial, fue un paso crucial hacia adelante. Ahora se considera el segundo caso más importante de la Corte Suprema por los derechos LGBTI, después de la decisión de 2015 de legalizar la igualdad matrimonial.

Windsor estuvo representada en esa batalla por Robert Kaplan, quien indicó, al lamentar su muerte, que haber sido su abogado fue “el gran honor” de su vida:  “También sé que su recuerdo será una bendición no sólo para cada persona LGBTQ en este planeta, sino para todos los que creen en el concepto de igual dignidad para todos”, indicó a la cadena NBC.

Tras graduarse de la Universidad de Temple, Windsor se casó con un amigo de su hermano, pero un año después puso fin le confesó que era lesbiana. Luego se estableció en Nueva York, donde trabajó como programadora para la compañía IBM y donde, según indicó en una entrevista, podía ser abiertamente lesbiana.

Ella cambió el destino de innumerables vidas por eso la gente dentro de la comunidad están de luto por la pérdida de un pionero tan influyente. Las reacciones tras la muerte de la activista no se hicieron esperar. El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, aseguró que su corazón está roto por la muerte de quien llamó su amiga.“Edie fue una neoyorquina destacada que llevó la lucha por la igualdad y alcanzó una histórica victoria en el camino por justicia”, afirmó Cuomo, quien aseguró que la activista encarnó el espíritu de Nueva York y recordó que “derrumbó barreras y siempre admiraré su fortaleza y perseverancia contra la adversidad. Nunca la olvidaré”.

Por su parte, Sarah Kate Ellis, presidenta y directora ejecutiva de GLAAD publicó la siguiente declaración: “Edie Windsor es una leyenda que cambió el curso de la historia para mejor. Nosotros en GLAAD estamos profundamente entristecidos por su fallecimiento, pero su bondad, compasión y legado perdurarán”.

Jillian Weiss, Directora Ejecutiva de la División de Defensa Legal y Educación de Transgender, calificó a Windsor de gigante en el movimiento LGBTQ: “La dedicación de Edie a su difunta esposa, Thea Spyer, nos inspiró a todos. Su lucha para derrocar la DOMA la transformó de un heroína cotidiana en una de las figuras por los derechos LGBTQ más visibles y admiradas de la historia”.

El presidente de la Campaña de Derechos Humanos, Chad Griffin, dijo de ella: “Edie Windsor es una heroína y un icono de los derechos civiles que empujó a nuestro país a la promesa de una unión más perfecta. Las generaciones futuras aprenderán cómo enfrentó la discriminación con valentía y desafío, y desafió con valentía al gobierno de Estados Unidos a tratar su matrimonio con Thea Spyer igualmente bajo la ley, como nuestra Constitución garantiza”.

Últimos establecimientos o servicios

No hay comentarios

Dejar respuesta

  • Responsable
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Destinatarios Tu consentimiento.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en https://www.loottis.com/politica-privacidad/.