El día que George Michael inspiró a millones de gays en el mundo a estar orgullosos de su condición

0
807

Ayer os contábamos que había salido a la luz la faceta solidaria secreta del mito gay, George Michael, fallecido a los 53 años de edad este sábado a consecuencia de un infarto de miocardio en su residencia de Goring-on-Thames, en Londres. Fue su novio, el estilista Fadi Fawaz, quien descubrió el cuerpo sin vida del cantante acostado en la cama, había ido porque quedaron para comer juntos el día de Navidad pero, por desgracia, no pudo ser.

También os contamos que Michael dijo públicamente que era bisexual antes de anunciar oficialmente que era gay en una entrevista muy sincera con el periodista Jim Moret, en abril de 1998. En aquella época en la que la sociedad no te permitía hacer ciertas confesiones y, más para un artista que tenía legiones de mujeres que soñaban con que fuera el padre de sus futuros hijos, no fue fácil hablar del tema.

Un arresto por “comportamiento indecente” en unos baños públicos de Los Ángeles con otro hombre desataron el escándalo y forzaron que el cantante hablara por primera vez públicamente de su orientación sexual en la CNN. Pero Michael se lo tomó con deportividad y bromeó sobre ese incidente. El cantante no pidió disculpas y tampoco se mostró avergonzado (precisamente porque si hubieran pillado en esa circunstancia a un famoso hetero el revuelo no hubiera sido el mismo).

Michael comenzó la entrevista diciendo: “Quería decir que para mí esto es un gran honor…. Quiero decir, en serio, ¿habría estado aquí durante una hora sin ese incidente? No me avergüenzo de mi sexualidad porque la gente tiene una definición de cómo deben ser una estrella del pop o un actor de películas”, explicó.

“Me pasé la mitad de mi carrera siendo acusado de ser gay cuando no había tenido una relación gay, de hecho, no fue hasta los 27 años cuando tuve una. Así que pasé mi juventud con la gente diciéndome cuál era mi sexualidad realmente. Cuando finalmente entendí lo que era y paré de tener relaciones con mujeres estaba indignado por la forma en que fui tratado”, dijo el artista.

El músico británico aseveró que se dijo así mismo que guardaría su secreto sobre su homosexualidad porque sintió que no tenía porqué contarlo: “Pero este es un buen momento como cualquier otro. Quiero decir que no tengo ningún problema con que la gente sepa que estoy en una relación con un hombre ahora mismo. No he tenido una relación con una mujer desde hace 10 años”, confesó el artista en esa entrevista con la CNN.

Michael explicó los momentos inmediatamente posteriores al incidente cuando fue detenido por un policía encubierto y arrestado en un cuarto de baño de Beverly Hills Park por realizar un “acto lascivo”: “Me ví rogando a uno de estos equipos SWAT que tienen en América … fue un momento estúpido y obviamente he sufrido por ello”, dijo.

El icono del pop continuó explicando que aunque los medios de comunicación lo estuvieron persiguiendo inmediatamente después del incidente, él no quería retirarse ni huir. Por el contrario, eligió ir a un restaurante a las 24 horas del incidente y continuar viviendo su vida normal: “Si me presionan a hacer algo … yo reacciono contra la presión. No voy a ser como otra de esas personas que están espiando por detrás de sus cortinas un mes después tratando de deshacerse de la prensa. Estaban rodeando la casa y pensé: “Por el amor de Dios, ¿qué quieren, una reconstrucción?””.

Destacó que siempre fue sincero y abierto sobre su vida privada a través de su música. Expresó que sus primeras canciones sobre mujeres hablaban realmente de relaciones que había tenido con mujeres. Su nuevo trabajo, como se refería a las relaciones con los hombres, reflejó los cambios en su vida privada.

“En términos de trabajo nunca he sido reticente a definir mi sexualidad. Escribo sobre mi vida… no había ninguna tontería en eso”, dijo.

Poco después de conceder la entrevista, Michael presentó el documental sobre el sida Staying Alive (Mantenerse vivo), que retrataba las experiencias de jóvenes que vivían con VIH y sida en distintas partes del mundo.

En una entrevista posterior con Michael Parkinson, George Michael siguió burlándose del incidente del baño: “Era Beverly Hills y probablemente el inodoro con más glamour en el mundo. Quiero decir que, si lo vas a hacer, hazlo bien”, dijo el cantante.

Más tarde diría que no quiso hablar del tema mientras su madre viviera: “Para los padres en los años 1980 ser gay frecuentemente equivalía a ser seropositivo”, decía a la BBC Radio en 2007.

Años después el cantante británico seguía hablando con naturalidad de la forma en el que la prensa y los fans reaccionaron a su salida del armario: “Por alguna extraña razón, mi vida gay no fue más fácil cuando salí del armario. Ocurrió prácticamente lo contrario, realmente. La prensa pareció estar encantada de que tenía una audiencia hetero, y empezó a intentar destruir eso. Y creo que algunos hombres estaban frustrados de que sus novias no dejaran ir la idea de que George Michael no había encontrado la chica correcta. ¡Que es lo que todavía piensa gran parte de mi familia!”, explicaba el cantante.

Aquí puedes ver la entrevista que Michael concedió en 1998. Está dividida en dos partes y, en ella, el artista se muestra tranquilo sabiendo que no había hecho nada por lo que tuviera que pedir disculpas ¡George Michael qué grande eres!

Últimos establecimientos o servicios

No hay comentarios

Dejar respuesta